Navigation

Declaración de Principios – CTC

SEPARATA ANGOSTURA

QUIENES SOMOS

La Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC), es una organización político sindical de la minería, la cual organiza a los trabajadores para reivindicar su rol y poder histórico, generándoles conciencia de su poder. Esto lo lleva a cabo potenciando el poder mancomunado de los trabajadores, mediante una organización sólida y representativa, con el propósito de generar los cambios políticos, sociales y económicos que beneficien a la sociedad en su conjunto, valorando el trabajo y transformando la sociedad.

NUESTROS VALORES 

Poseemos una estructura que coordina y se moviliza en forma nacional y con presencia en cada territorio, logrando reales avances para los trabajadores de la minería.

Proyectamos seriedad y confianza, poseemos contactos, somos consecuentes, tenemos poder de movilización, y conseguimos logros reivindicativos y políticos.

Tenemos la capacidad de análisis en lo político-sindical y podemos enfrentar el poder económico.

Nos caracteriza nuestra decisión de lucha, capacidad organizativa y toma de decisión colectiva.


LA CTC Y CHILE

paro-cut

Nuestra Confederación surgió porque en Chile se creó la figura del trabajador subcontratado, aquel que cumpliendo la misma tarea que el de planta, depende de otra empresa , esta figura contractual surgió con la dictadura y los gobiernos que la siguieron, mantuvieron y profundizaron dicho modelo. Trabajamos con el Cobre, nuestra principal riqueza básica, la que nacionalizó el gobierno de Salvador Allende y que la dictadura desmanteló, para que luego la Concertación terminara de entregarla a trasnacionales, por lo mismo, es la historia la que nos obliga a tomar posición sobre lo que pasa en Chile.

No creemos en un sindicalismo corporativista, que solo se preocupa de reivindicaciones económicas, puesto que lo que pase con la política determina directamente nuestras vidas.

La Confederación de trabajadores del Cobre, levanta las banderas de la justicia social y de la mas amplia unidad de todos quienes luchan contra el actual modelo económico. Entendemos que para lograr un chile más justo, es básico tener una nueva constitución, la que debe ser definida por todos los chilenos, sin imposiciones.

Para lograr estos cambios, la CTC reivindica todas las formas de lucha que el pueblo adopte.

Somos parte de las luchas estudiantiles, sindicales y sociales en general, pero también defendemos el derecho de los trabajadores a que su voz sea escuchada en el Congreso nacional, del cual la constitución pinochetista nos quiere dejar afuera. La Constitución de ese Chile porque que luchamos debe reconocer el derecho a una educación, salud y vivienda de calidad y para todos.
Esa nueva carta magna debe reconocer al Estado como un sujeto económico que garantiza los derechos de la población.

Chile debe tener un nuevo código laboral, que asegure nuestros derechos y donde se erradiquen definitivamente las practicas anti sindicales, asegurando el derecho a huelga real.
Como trabajadores del Cobre, luchamos por la recuperación de todos nuestros recursos naturales, en especial, el cobre que es el motor de nuestra economía.

Los logros históricos de la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC)

La evidencia nos ha demostrado que, mientras los trabajadores sigamos avanzando en organización, lucha y unidad; los logros y reivindicaciones laborales serán posibles. Históricamente, incluso contra el perverso Plan Laboral establecido durante la dictadura cívico-militar, el Movimiento Sindical se ha adelantado a los procesos sociales. La vía de los hechos, entonces, nos ha demostrado que no hay obstáculo más grande que la divisón de los trabajadores. Ésta, sólo se puede combatir con organización sindical.

Pese a que los últimos gobiernos de Derecha y Concertación se han encargado de profundizar las discriminaciones, contradicciones de clase, condiciones laborales, remuneracionales; la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) no pierde el foco, muy por el contrario, hemos comenzado un nuevo ciclo organizacional, evidenciando que “con unidad, la última palabra será la del trabajador”.

La primera GRAN experiencia: Huelga de 37 Días

Las masivas y transversales huelgas que impulsaron los trabajadores subcontratistas de la Minería, de la mano de la CTCdurante 2007 y 2008, marcaron “el despertar de los trabajadores precarizados en el sector”. Frente a las nuevas formas de explotación; la organización conquistó la primera experiencia de Negociación Colectiva Ramal, desde el régimen pinochetista hasta la fecha.

En aquella instancia, los trabajadores del cobre exigieron a Codelco establecer las condiciones mínimas para los subcontratistas y el resguardo de sus derechos laborales. Esto, producto del fundamental rol que históricamente han tenido los trabajadores del sector, en el cumplimiento de los objetivos y metas de la producción de la “cuprífera estatal” y, por lo tanto, de las arcas del Estado de Chile.

Así, en el 2007 y luego de 37 días de huelga, la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) consiguió ratificar con la mandante el Primer Acuerdo Marco del sector, el cual permite a los trabajadores subcontratistas acceder a bonos y beneficios que nunca antes habían alcanzado. No hablamos de bonos más o bonos menos, hablamos de la conquista de los derechos sociales y laborales de los trabajadores.

La estrategia utilizada por la CTC, que combina con inteligencia un gran poder movilizador y una gran capacidad de diálogo de cara a una negociación ramal , rindió frutos concretos para sus trabajadores, iniciándose un proceso irreversible de cambios y conquistas de los derechos laborales.

Sin duda, este Acuerdo Marco marcó precedentes y el primer hito de negociación colectiva ramal en la historia reciente de Chile. El trabajo es constante y periódico. En esa línea, en agosto de 2013, la Confederación de Trabajadores del Cobre(CTC) ratificó el documento ramal, instando a Codelco y Agema a cumplir con lo comprometido en 2007.

El Acuerdo Marco Ramal que cambió la forma de organizarse en la Minería Privada

El 11 de abril de 2014, la CTC y AngloAmerican suscribieron el Primer Acuerdo Marco Ramal en la Minería Privada. Esta victoria conseguida con tesón, organización intersindical, disciplina y movilizaciones, constituye un hito en sí mismo, por cuanto significa el primer instrumento de Negociación Colectiva Ramal en el sector Privado, y el primero con una transnacional.

Al igual que el Acuerdo Marco ratificado entre la CTC y Codelco, los beneficios y derechos conquistados en esta segunda experiencia ramal se extienden a todos los trabajadores que actualmente están bajo la figura perversa del subcontrato; independiente de la faenas y lugar de desempeño.

El hito se firmó ante la Dirección Nacional del Trabajo (DT), quienes como “ministros de fe” valoraron el Acuerdo Marco, catalogándolo como “el comienzo de un camino fructífero para lograr grandes cosas”.

Algunos de los derechos conquistados en los Acuerdo Marco

↦ Los contratos por más de 6 meses, se reajustarán trimestralmente y las remuneraciones según la variación del Índice al Precio del Consumidor (IPC).  Cuando éste sea negativo, no se aplicará.

↦    Las horas extraordinarias se cancelarán tomando en cuenta el sueldo base y toda remuneración mensual variable imponible, excluidos los haberes ocasionales.

↦   Se pagará la gratificación mensual garantizada según el artículo 50 del Código del Trabajo. En este caso se asegura que cualquiera sea el monto de la remuneración del trabajador, siempre se pagara al tope de $83.121, lo que beneficia principalmente a los trabajadores más precarizados.

↦    Los trabajadores que tengan contrato vigente desde cuatro meses a dieciocho meses, se cancelará como indemnización 2.5 días por mes trabajado, para el caso de los trabajadores que tengan contrato por obra o faena después de los cuatro meses se les pagará 2.5 días por mes hasta la vigencia del contrato.

↦    Los trabajadores contamos con un seguro de muerte accidental o invalidez ascendente a 2.500 UF.

↦    Cumplimiento a la Ley 19.404 sobre trabajo pesado.

↦    Seguro Complementario de Salud.

↦    Becas escolares para nuestros hijos.

↦    Fondo Único de vivienda concursable.

↦    Sueldos pisos de $ 300.000.-

↦    Un bono anual que incluye un bono de asistencia cuatrimestral y un bono por producción anual y que suma en total desde 2013 de $ 1.000.000.- Este bono se reajusta según el IPC y es imponible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *